Samsung presenta en CES su nuevo Exynos 5, con ocho núcleos

Negocios
Samsung Exynos

Samsung ha presentado su nuevo Exynos 5 y anuncia un cambio de estrategia en su negocio de chips que busca reducir su dependencia de Apple.

Ha sido durante la feria CES 2013 que esta semana se celebra en Las Vegas que Samsung ha mostrado su nuevo procesador Exynos, un chip ‘octa’, o de ocho núcleos, diseñado para utilizarse en smartphones y tabletas y que será mucho más rápido que su antecesor, el Exynos 4, a pesar de lo cual consumirá menos energía.

Samsung logo
Samsung quiere reducir su dependencia de Apple, reponsable del 80% de los ingresso de su negocio de procesadores.

La clave de este procesador es que está separado en dos procesadores de cuatro núcleos que utilizan la nueva tecnología Big.little de ARM. De forma que se han emparejado un Cortex A7, que es un procesador muy eficiente, con un Cortex A15, que es un procesador que destaca por su potencia.

Según ha explicado Samsung, el chip es más rápido que su actual Exynos 5 de doble núcleo que se utiliza en el Google Nexus 10, actualmente el dispositivo Android más rápido del mercado.

El objetivo de Samsung con sus nuevas propuestas es llevar a los dispositivos móviles a un nuevo nivel de capacidad de procesamiento. Entre otras cosas, el nuevo chip ofrecerá una mayor experiencia de juegos a la próxima generación de productos móviles, y facilitará la gestión de archivos multimedia en HD.

La compañía coreana también ha dicho que su procesador octa incrementará la eficiencia energética en un 70% respecto a los Exynos anteriores.

Samsung diversifica su negocio de chips

Además de presentar su nuevo Exynos de ocho núcleos, Samsung ha explicado en el CES 2013 que está firmando acuerdos con empresas chinas para venderles procesadores, y reducir su dependencia de Apple.

Stephen Woo, president de la division Systems LSI de Samsung, qque es la responsible de la producción de procesadores móviles, aseguró en una entrevista concedida a Reuters, que la compañía está buscando “diversificar su base de clientes”, y que ya ha incorporado a la lista “algunos clientes chinos”.

Las palabras de Woo no son más que la respuesta de la compañía coreana al anuncio de Apple de querer reducir su dependencia de los chips de Samsung. Apple paga al fabricante de chips cerca de 8.800 millones de dólares por sus procesadores móviles, lo que representa el 80% del negocio de Samsung.

En los próximos años, Apple quiere reducir los pedidos de chips a Samsung un 80%, y la transición ya está en marcha. La compañía de Cupertino acordó la producción de su procesador A6x encontrado en la cuarta generación del iPad a Taiwan Semocinductor.


Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor