El 56% de los consumidores españoles cree que el pago por móvil es imparable

Estrategia de Canal

Comodidad, practicidad y facilidad son los grandes impulsores del pago por móvil en nuestro país, según una encuesta de Visa.

Un reciente estudio encargad por Visa recoge que el 14% de los consumidores españoles tienen en su móvil alguna app para efectuar pagos, que utilizan habitual (5%) u ocasionalmente (9%) para realizar sus compras en tiendas físicas. La cifra no parece muy alta, pero es importante resaltar que el grado de satisfacción por el uso de este método de pago se sitúa entre el 7,1 y 7,4 sobre 10.

El informe también pone de manifiesto que el 56% de los encuestados cree que la tendencia a pagar con el móvil seguirá en aumento y un 43% de aquellos que nunca han utilizado el móvil para efectuar sus compras en tiendas asegura que le gustaría hacerlo (el 11% con absoluta certeza y el 32% con un alto grado de probabilidad).

Según el sondeo, los principales beneficios que los consumidores encuentran en pagar con su teléfono móvil son, en modalidad de respuesta múltiple, la comodidad de no tener que llevar encima tarjetas o dinero en efectivo (73%), practicidad -siempre sales de casa con el móvil- (32%), la rapidez (26%) y la facilidad de ejecución en el pago (18%).

Carmen Alonso, directora general de Visa en España, ha resaltado ell gran potencial que tiene la modalidad de pago por móvil en España “por la gran apertura que muestra hacia él el consumidor”.

La seguridad es un aspecto importante para los consumidores españoles. Un 48% opta por el PIN tradicional junto con algún tipo de identificación biométrica, frente al 29% que sólo opta por el PIN o el 23% que apuesta únicamente por la seguridad biométrica.

La Tarjeta mantiene su predominio

El estudio realizado para Visa muestra también que la tarjeta sigue siendo el método de pago preferido para el 47% (30% débito, 17% crédito) de quienes compran en España a través de Internet. Las razones más esgrimidas para su uso: practicidad y comodidad, seguridad, costumbre/mejor conocimiento, sencillez de uso y agilidad y posibilidades de reclamación en caso de que el producto adquirido no llegue.

El análisis expone que el grado en que los consumidores perciben Internet como un medio razonablemente seguro para realizar compras y pagos se sitúa en un 7 sobre 10. En cuanto a volumen, y analizando el trimestre previo a la encuesta, el sondeo muestra una media mensual de cuatro compras a través de Internet por cada consumidor particular (fuera de su ámbito de trabajo).

El 50% de los consultados compra casi todos los meses a través de Internet, el 32% lo hace al menos una vez al año y el 15% adquiere algún producto o servicio a través de la red casi todas las semanas. Solo el 3% de los consultados afirma no realizar compra alguna por Internet.


Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor