Los profesores quieren más voz en las decisiones de compra de TI del aula

Negocios

No sólo opinan que son mejores creadores de materiales para clase que los editores, sino que deberían tener más voz a la hora de decidir qué tecnología se implanta en el aula.

Arranca el BETT 2016 en Londres con los datos de una encuesta realizada a más de 8.000 profesores por la compañía TES Global que revela que los responsables de las aulas quieren tener más peso a la hora de decidir qué tecnologías son utilizadas en clase. Al fin y al cabo, dicen, son los que están más cerca de las necesidades y conductas de los estudiantes.

Aunque un 59% cree que deberían ser los primeros en escoger qué tecnología se usa en clase, sólo un 36% de los profesores son consultados. Claro que la cifra varía dependiendo del país; y es que mientras que en Reino Unido el 25% de los profesores toman la decisión sobre la tecnología más adecuada, el Estados Unidos el porcentaje se eleva hasta el 37%.

Tes GlobalLos presupuestos condicionan la compra de tecnología para la educación. Para un 47% esto es lo que más influye en la selección de la tecnología, más que los resultados de los estudiantes (22%).

Por otra parte, nadie parece estar poniéndoselo fácil a los profesores. La mayoría aprenden sobre las nuevas tecnologías investigando por sí mismos o con la ayuda de sus colegas del mismo centro (34%).

La encuesta también recoge que el 59% cree que los profesores son los mejores creadores de materiales para clase; sólo un 8% cree que los editores deberían dirigir las creaciones. Además, la tecnología móvil es la más utilizada en las aulas de Reino Unido (26%) y Estados Unidos (37%); mientras que los profesores ingleses (21%) utilizan más juegos educativos que sus colegas americanos (14%).

El estudio de TES Global también recoge la opinión de que dado que el proceso de investigación e implementación de la nueva tecnología puede ser compleja y consumir recursos, los profesores darían la bienvenida a la orientación y formación para seleccionar las soluciones más adecuadas. En concreto, un 61% prefería tomar decisiones en base a una serie de opciones definidas.

Además, más de la mitad, un 57% dicen que sus programas de formación de profesores no les hacen sentirse preparados para la evaluación y uso de la tecnología en el aula.


Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor