Darren Grasby es el nuevo presidente de AMD en EMEA

Protagonistas
0 0 No hay comentarios

Una de las tareas más importantes de Grasby será la de consolidar las relaciones de AMD con sus socios en la región, en un momento complicado para la empresa.

AMD ha anunciado el nombramiento de Darren Grasby presidente de EMEA, desde donde deberá crear relaciones más sólidas con clientes y socios de los mercados clave de la región para la firma fabricante de procesadores.

AMD PRO Serie ALisa Su, presidenta y CEO de AMD, ha dicho sobre EMEA que es “una región clave, con un amplio conjunto de clientes, socios y mercados importantes para AMD“. Y sobre Darren Grasby ha recordado que lleva “ocho años demostrando ser un líder eficaz y orientado a resultados”.

Darren Grasby ha dicho sobre su nombramiento que “EMEA es ampliamente reconocida como un bastión de oportunidades y estoy muy contento de ampliar nuestra cartera para alcanzar el éxito en toda la región”.

Hasta ahora, Darren Grasby ejercerá desde ahora el cargo de vicepresidente corporativo a nivel mundial del canal de componentes y director general de AMD en Europa. En su rol, dicen los portavoces de la empresa, “es responsable de dirigir la organización de ventas del canal global y equipos OEM regionales de AMD, mientas construye relaciones mejores y más cercanas con los clientes clave e impulsa el mensaje de la plataforma en el canal de componentes”.

El nuevo director tiene una amplia experiencia con el canal dentro de la empresa de chips. Darren ha estado con AMD desde 2007 en el Reino Unido, y previamente desempeñó el cargo de vicepresidente corporativo de ventas y marketing para la región EMEA. Antes de eso, ocupó el cargo de vicepresidente corporativo de Canal en EMEA y gestión de PYMES dentro de la empresa.

Antes de unirse a AMD, fundó y dirigió varias compañías regionales de fabricación de equipos dentro de la industria PC.

Por su parte, AMD está en un proceso complicado de su historia. Es el segundo vendedor a nivel global de procesadores para ordenadores, tras Intel, pero no hay que olvidar que este mercado está en crisis por el auge de los dispositivos móviles, donde esta empresa no ha conseguido cuajar con sus chips, como sí lo han hecho otras como Qualcomm, que fabrican basándose en las arquitecturas de ARM.


Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor