Monedero electrónico, hogar inteligente y otras 8 tendencias de consumo

Estrategia de CanalNegocios
3 8 No hay comentarios

De acuerdo con Ericsson, para 2020, habrá dispositivos que permitan conectar los cerebros de las personas y hogares y ciudadanos siempre conectados a Internet.

Ericsson acaba de hacer públicas las 10 tendencias de consumo para el año 2015 que ha elaborado su división ConsumerLab. Destacan mercados como el vídeo en streaming, los hogares inteligentes (con sensores sobre el consumo de agua y electricidad o que registren la entrada y salida de cualquier miembro de la familia) y robots domésticos (el 64% cree que se convertirán en algo común en los hogares para el año 2020), como algunos de los mercados que marcarán las tendencias del año que está a punto de comenzar.

Así, punto por punto, estas serán las 10 grandes tendencias de consumo para el año que está a punto de comenzar, de acuerdo con Ericsson:

ciudad inteligente smart city1.El futuro en streaming. Los espectadores están cambiando hacia servicios bajo demanda fáciles de usar que permiten accesos multiplataforma a contenidos de vídeo. El año 2015 será histórico en tanto que habrá más personas que verán vídeo en streaming (tiempo real) a lo largo de la semana que emisiones de TV.

2. Hogares inteligentes. Los consumidores se muestran muy interesados en contar con sensores para el hogar que les avisen de los consumos de electricidad y agua, así como de cuándo los miembros de la familia salen y entran en casa, tal y como explican los analistas de la empresa sueca.

3. Mind sharing. Van a ir apareciendo nuevas maneras de comunicar y, dice el informe, “a muchos usuarios de smartphones les gustaría utilizar dispositivos wearable que se comunicaran con otros directamente a través del cerebro”. Pues, parece ser que este tipo de tecnologías, podrían estar extendidos para el año 2020.

4. Ciudadanos inteligentes. La idea de las smart cities está cada vez más extendida pero, dicen los analistas, “mucha de esa inteligencia tiene que provenir del cambio constante que se está produciendo en el comportamiento de la gente”. Y eso se consigue con la ayuda de Internet, que permite a los usuarios estar siempre conectados: los consumidores aseguran que los mapas que muestren el volumen del tráfico, las aplicaciones comparativas sobre el uso de energía y los controles de calidad del agua en tiempo real serán una realidad en 2020 para una gran mayoría de personas.

5. La economía compartida. La mitad de los usuarios de smartphones están dispuestos a alquilar habitaciones individuales en sus casas, electrodomésticos y equipamientos de lujo en tanto que les puede ahorrar dinero.

6. El monedero digital. El 48% de los usuarios de smartphones preferiría utilizar su móvil para pagar bienes y servicios. El 80% cree que el teléfono sustituirá al
monedero en el año 2020.

7. Control de la información. Dice Ericsson que “aunque compartir información cuando genera beneficio está bien, los usuarios de smartphones no creen justificado dejar sus actividades a la vista de todo el mundo. Al 47% de los usuarios les gustaría pagar electrónicamente sin transferencia automática de información personal. El 56% de los clientes preferiría que toda la comunicación por Internet estuviera encriptada”.
8. Preocupación por la salud. Los usuarios de smartphones creen que algunos servicios basados en cloud de varios tipos les ofrecen la posibilidad de vivir más saludablemente y durante más tiempo. Aplicaciones de jogging, medidores del pulso y platos que miden nuestra comida se cree que ayudarán a prolongar nuestras vidas hasta dos años por aplicación.
9. Robots domésticos. Los consumidores reciben con agrado la idea de contar con robots domésticos que nos ayuden con las tareas del día a día. El 64% también
cree que se convertirán en algo común en los hogares para el año 2020.
10. Los niños se conectan con todo. Los niños continuarán impulsando la demanda de un Internet más tangible, donde el mundo físico está tan conectado como las pantallas de sus dispositivos. El 46% de los usuarios asegura que los niños esperan que todos los objetos estén conectados cuando sean mayores.


Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor