OpenStack: un repaso a esta alternativa cloud en código abierto

Negocios
4 1 No hay comentarios

Hay alrededor de 200 grandes empresas de la industria TIC apoyando este proyecto cloud de código abierto que permite crear entornos privados en la nube. Por algo será.

¿Qué es? 

Este se trata de un proyecto que se inició en el año 2010 por la empresa Rackspace Cloud y por la agencia espacial norteamericana, NASA. Actualmente, alrededor de 200 empresas se han unido al proyecto, entre las que se encuentran empresas tan importantes como AMD, Intel, Canonical, SUSE Linux, Red Hat, IBM, Dell, HP, Cisco, etc. OpenStack es software libre bajo los términos de la licencia Apache.

La Fundación OpenStack presenta este gráfico sobre los miembros del comité.
La Fundación OpenStack presenta este gráfico sobre los miembros del comité.

Un momento importante para esta plataforma de código abierto que ofrece herramientas a empresas y organismos para crear sus propias infraestructuras cloud, fue en septiembre de 2012, cuando se unieron gran parte de las empresas más importantes del mercado de las TIC dando lugar al proyecto OpenStack, como se conoce ahora, de código abierto y que da la posibilidad a empresas y usuarios, de crear nuevas plataformas en la nube libres y con infinidad de posibilidades. Por su parte, Ubuntu, también Open Source, es el sistema operativo más comúnmente usado en plataformas OpenStack.

La Fundación OpenStack dice de sí misma que lo que busca con esta idea es promover el desarrollo, la distribución y la adopción del sistema operativo OpenStack en la nube. En los últimos  dos años de funcionamiento la Fundación ya ha atraído a más de 9.500 miembros individuales procedentes de 100 países y 850 organizaciones diferentes.

Dicen los responsables de este proyecto que la amplia participación asegura unos fondos de más de 10 millones de dólares. El objetivo que se persigue es hacer de OpenStack, una plataforma de nube de computación ubicua, es decir, que permita integrar dispositivos alrededor de escenarios donde se encuentre localizado el ser humano, en el que éste puede interactuar de manera natural con sus dispositivos y realizar cualquier tarea diaria de manera completamente trasparente con respecto a sus computadores.

El objetivo de la Fundación OpenStack es servir a los desarrolladores, usuarios y todo el ecosistema, proporcionando un conjunto de recursos compartidos para crecer la huella de las nubes OpenStack públicas y privadas, permitirá a los vendedores de tecnología de la orientación de la plataforma y ayudar a los desarrolladores en la producción del mejor software en la nube en la industria.

Al igual que el software, membresía individual dentro de la Fundación OpenStack es gratuita y accesible a cualquier persona. Se espera que los miembros individuales participen en la comunidad OpenStack través de contribuciones técnicas o los esfuerzos de construcción de la comunidad.

Por qué una nube OpenStack y no otras 

OpenStack es un sistema operativo en la nube que controla grandes volúmenes de cómputo, almacenamiento y recursos de red a lo largo de un centro de datos, todo ello gestionado a través de un panel de control que proporciona a los administradores un control a la vez que fortalecen a sus usuarios de los recursos de provisión a través de una interfaz web.

openstackLas personas que quieran comenzar a trabajar en entornos OpenStack pueden acceder, gracias a la amplia comunidad de personas que forma parte del proyecto, al apoyo de expertos distribuidos, consultores o a formación que hay disponible. A pesar de esto, hace falta decir que uno de los principales retos a los que se enfrente OpenStack  es la gran demanda de profesionales capaces de desplegar proyectos dentro de esta plataforma.

Tal y como publicaba ChannelBiz hace unas semanas en un artículos sobre este proyecto para nubes abiertas, entre las ventajas de OpenStack pueden enumerarse las de toda propuesta open source en general, como el ahorro de costes, la mayor independencia frente a soluciones propietarias, una mayor modularidad o mayores opciones de personalización, pero también hay algunas desventajas, como la dificultad de instalar e implementar OpenStack o la fragmentación por los diferentes objetivos y agendas de los distintos vendedores implicados en el proyecto.

El tipo de industria a la que va dirigido van desde telecomunicaciones, SaaS y e-commerce hasta finanzas o salud. La idea es que estas empresas sean más ágiles, reduzcan costes y eviten dependencias de proveedores.

Además, todo el código de OpenStack está disponible libremente bajo la licencia Apache 2.0, por ello, presenta las ventajas propias del software libre, haciendo que cualquier persona puede ejecutar, construir sobre ella, o presentar cambios al proyecto.

Arquitectura y componentes

OpenStack ya ha contado con varias versiones, siendo la último les mes de octubre del pasado año y se llama Havana, y para conformarla cuneta con una arquitectura modular formada por varios componentes. Havana integra todos estos componentes, algo que ninguna versión anterior había hecho.

openstackUno de los más antiguos componentes es Nova, nombre que se le da al controlador de estructura cloud computing, que es la parte principal de un sistema de IaaS. Está diseñado para gestionar y automatizar los pools de los recursos del equipo y puede trabajar con tecnologías ampliamente disponibles de virtualización.

Otro de los componentes son el sistema de almacenamiento conocido como Object Storare o Swift, que es escalable y permiten que los archivos se escriban en varias unidades de disco repartidas por diversos servidores del centro de datos y los dispositivos de almacenamiento conocidos como Open Block Storage, o Cinder, y que tiene el objetivo de gestionar la creación, aplicación y el desprendimiento de los dispositivos de bloque a los servidores.

En cuanto a conectividad, OpenStack ofrece el componente Neutron, que antes se conocía por Quantum y que gestiona las redes y direcciones IP. El módulo para la interfaz es Horizon, que proporciona a los administradores y usuarios una interfaz gráfica para el acceso, la provisión y automatización de los recursos basados ​​en la nube.

Por su parte, el término Keystone de OpenStack se refiere al servicio de identidad o autentificación de los usuarios para su acceso al sistema. Está  compuesto por un directorio central de usuarios asignados a los servicios de OpenStack que pueden acceder. Es compatible con múltiples formas de autenticación, incluyendo nombre de usuario y contraseña de credenciales estándar, sistemas basados ​​en tokens e inicios de sesión de estilo del Amazon Web Services.

Otros componentes más recientes son el llamado Glance, un servicio de imagen que puede almacenar imagenes de disco y de servidores en una variedad de back-ends, incluyendo OpenStack Object Storage; el celiometer, es un servicio destinado a  establecer la facturación del cliente; Heat da la posibilidad a las plataformas creadas en OpenStack de orquestar múltiples aplicaciones compuestas en la nube utilizando plantillas; y Trove es una base de datos que funciona como un servicio de aprovisionamiento de motores de bases de datos relacionales y no relacionales.

Contribuyentes

HPComo comentábamos al principio ya son más de 200 las empresas que se han unido a OpenStack con el objetivo de crear una comunidad fuerte. Además, a sabiendas de que los análisis predicen un amplio crecimiento de esta tecnología en el mercado de la computación en la nube, las grandes empresas han ido tomando importantes decisiones para ser capaces de ofrecer una estructura robusta al cliente para que cree su plataforma abierta en la nube basada en OpenStack.

Hace apenas dos días saltaba la noticia, por parte del sitio web Stackalytics.com, que hace el seguimiento de las compañías que realizan contribuciones de código con el proyecto de nube de código abierto, y que afirmaba que HP ha superado a Red Hat como el responsable de la mayor parte del nuevo código del más reciente lanzamiento. HP se volvió el contribuyente principal del código a través de varios medios. Por ejemplo, la compañía contrató a algunos de los principales contribuyentes de Open Stack que no se encontraban afiliados con alguna compañía o trabajaban para otra compañía, lo que comprende que ahora HP se lleve los créditos por las contribuciones de esos desarrolladores.


Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor