ARM: “El Internet de las Cosas ya está aquí”

Negocios
internetdelascosas

Un estudio encargado por ARM asegura que faltan trabajadores cualificados y estándares abiertos para una mayor adopción de las tecnologías del Internet de las Cosas.

El Internet de las Cosas, de acuerdo con un informe encargado por la empresa fabricante ARM, ya está aquí. Después de encuestar a 779 líderes empresariales de alto nivel de 19 industrias diferentes en todo el mundo, el estudio realizado por The Economist reveló que un 75 % de las empresas ya están explorando esta industria.

Por su parte, sólo el 6% de los entrevistados piensa en él como una ‘moda pasajera’, y el 94% cree que el Internet de las Cosas tendrá un impacto significativo en los próximos tres años. De todos modos, hay medios que consideran que este informe tiene algo de tendencioso, puesto que a ARM, como uno de los fabricantes de componentes para el Internet de las Cosas que es, le interesa fomentar la importancia de esta industria entre los clientes y usuarios.

Aún así, es importante que el reporte realizado por la Unidad de Inteligencia de The Economist, encargado por ARM, indica que se necesitan aún ciertos componentes para que el Internet de las Cosas crezca realmente. Por un lado, acusan los expertos que hay una esxasez de trabajadores cualificados, una falta de inversión y es necesaria la proliferación de estándares abiertos, para que más consumidores puedan adoptar estas nuevas tecnologías.

De todos modos, ARM y su informe realizado por The Economist cree que las empresas podrían estar dispuestos a invertir más dinero en la creación de tecnología que ayude a fomentar el Internet de las cosas, en un momento en el que el coste de los sensores y los sistemas micro, como acelerómetros y giroscopios elementos que podrán ser útiles para el desarrollo de productos del Internet de las Cosas, ha ido cayendo. Además, afirma ARM que en muchos casos ya se usa la tecnología relacionada con esta industria sin que los usuarios sean del todo conscientes: por ejemplo, las compañías aseguradoras que ponen un precio al seguro en función de los datos recopilados sobre el uso del coche.

Por otro lado, el estudio afirma que los fabricantes de componentes para el desarrollo de esta industria necesitan mejorar en cuanto a términos de seguridad y privacidad, para conseguir convencer mejor al gran público.

stats2


Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor