Los 4 principales beneficios de la monitorización remota

Negocios

Kornelius Brunner, Director de Gestión de Producto, TeamViewer GmbH, asegura que la monitorización remota permite a las compañías seguir siendo competitivas.

Los empresarios y directores están siempre buscando nuevas soluciones para hacer sus compañías lo más competitivas posibles. En el mercado actual, dominado por las empresas IT, una red rápida y eficiente es básica para hacer viable cualquier organización con independencia de su tamaño. Mientras muchas empresas hacen frente a una situación con recursos limitados y una verdadera escasez de personal técnico con talento, el control remoto se presenta como una solución eficaz que minimiza sus esfuerzos y gastos para lograr los resultados deseados, y lo más importante, reduce el costoso tiempo de inactividad.

Monitorizacion remotaLas incidencias en los equipos técnicos pueden ser perjudiciales para cualquier negocio, pero especialmente para las pequeñas y medianas empresas. Ya se trate de una entidad sanitaria, de una empresa de fabricación o de construcción, la realidad es que muchas pequeñas y medianas empresas no cuentan con grandes departamentos técnicos disponibles las 24 horas del día durante todo el año para solucionar problemas que puedan reducir la productividad. Sin embargo, con la monitorización remota, estas organizaciones son capaces de responder de una manera eficiente a múltiples oficinas y problemas. En esencia, la monitorización remota permite a las compañías seguir siendo competitivas y viables en la economía global de hoy.

Con la monitorización remota, las compañías son capaces de:

Ahorro de tiempo y mejora de la eficiencia

La monitorización remota incrementa la eficiencia en general al ahorrar tiempo y reducir gastos, para que así las organizaciones puedan destinar sus valiosos recursos a otras tareas, en vez de realizar un seguimiento presencial y elaborar inventarios de los activos técnicos de las empresas de forma manual.

Con un software de seguimiento de activos técnicos automatizado, todos los ordenadores monitorizados en la red se hacen visibles en una única consola central, proporcionando a las organizaciones la información en tiempo real que necesitan en tan sólo unos pocos clics y ahorrando a los administradores técnicos semanas de intenso trabajo. Además, con el control remoto, los equipos pueden compartir problemas potenciales para abordar diferentes cuestiones, lo que repercute en una mejora de la eficiencia y la precisión.

Mantenimiento proactivo y detección temprana

Uno de los beneficios más importantes de la monitorización remota es que puede ser realizada 24 horas al día y enviar una alerta en cualquier momento para que las irregularidades en la red sean atendidas inmediatamente. Las irregularidades y errores más comunes incluyen: el espacio en el disco cae por debajo de un porcentaje determinado de espacio libre, la desactivación de las  actualizaciones de Windows, la expiración de la actualización del software antivirus y la desactivación del firewall de Windows. Cuando surge un problema, el control remoto envía una alerta para que los administradores técnicos puedan adoptar inmediatamente las medidas necesarias para asegurar que el problema no se traduce en una disminución de la productividad y en tiempo de inactividad. Sin control remoto, un problema puede pasar desapercibido durante días o incluso semanas y convertirse en un problema mucho más costoso e importante.

Control constante y conocimientos esenciales

El control remoto puede proporcionar a las organizaciones conocimientos esenciales para mantener el buen estado de su red y para conocer las áreas que necesitan mejorar, ahorrando al administrador incontables horas y resultando una rápida solución para evitar costosos tiempos de inactividad. Además, dado que la monitorización remota revisa la red las 24 horas al día, las organizaciones reciben automáticamente información sobre todos los activos informáticos, tales como parches, actualizaciones de software y actualizaciones de hardware. La base de datos se renueva automáticamente y las aplicaciones empresariales importantes siempre están vigiladas.

Reducción de las incidencias en el negocio

Ninguna red es perfecta y cuando surge un problema éste debe ser abordado de inmediato y de la manera correcta. El tiempo de inactividad puede costar miles de euros cada día y hacer que los clientes cambien sus proveedores. Con el control remoto activo día y noche, las empresas pueden solucionar sus problemas de red tan pronto como se presenten, en cualquier momento y en cualquier lugar, y mejorar su servicio al cliente en general.

Mientras que las incidencias tecnológicas pueden producirse de varias formas, es evidente que las empresas que tengan control remoto podrán asegurar que sus redes estén al día, reduciendo el tiempo de trabajo y la pérdida de la productividad. Mientras que el control remoto se puede aplicar a muchas industrias de cualquier tamaño, es una solución particularmente eficaz para las pequeñas y medianas empresas y para el estado general de salud y seguridad de sus sistemas informáticos, asegurando que incluso el más mínimo problema se detecte y corrija inmediatamente.


Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor