Las amenazas para Android siguen creciendo, también en complejidad

Negocios

Las amenazas en torno a Android no sólo está creciendo en cuando a número, sino también en cuanto a complejidad.

El panorama de amenazas de seguridad que rodea Android está creciendo tanto en tamaño como en complejidad, ya que los cibercriminales están adoptando nuevos métodos de distribución y creando servicios de malware dedicados a Android. Así lo asegura, al menos, F-Secure.

f-secure-logoLa compañía de seguridad finlandesa dice que el número de amenazas móviles han crecido casi un 50% durante los primeros tres meses de 2013, desde 100 a 149 familias y variantes, según recoge el informe de F-Secure, Mobile Threats Report for Q1 2013. En él también se dice que el 91% de las amenazas eran para Android, y el resto para Symbian.

Aunque el incremento de amenazas para Android no sorprende, lo que sí que empieza a preocupar es lo fácil que resulta, una situación que comparan con Windows. “El ecosistema de malware para Android está comenzando a parecerse al de Windows, donde proveedores altamente especializados ofrecen servicios para el consumo masivo de malware”, recoge el informe de F-Secure.

Lo normal es que los escritores de malware hagan que los usuarios se los descarguen instalándolo en aplicaciones maliciosas que de alguna manera consiguen colar en Google Play, pero empieza a ser popular el método de distribución basado en email que extiende el riesgo de infección de malware a los usuarios que no están buscando aplicaciones, sino que acceden a su correo desde smartphones o tabletas.

De alguna manera Android está experimentando el mismo destino que Windows, dice F-Secure, ya que representa un enorme mercado en el que trabajar. “Los autores de malware ven un montón de oportunidades para ser exploradas en una plataforma relativamente nueva y creciente”, que está llevando a popularizar el ‘malware-as-a-service’ en la plataforma móvil de Google.


Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor