Todo lo que tienes que saber sobre el BYOD

Negocios

Con la proliferación de los dispositivos electrónicos móviles, se ha extendido la práctica de llevar los terminales personales a la empresa sin que los trabajadores y las organizaciones sean conscientes del riesgo que esto conlleva. Channel Biz da un repaso por toda la práctica con consejos para el canal.

1. ¿Qué es el BYOD?

2. Historia de esta práctica

3. Riesgos y soluciones para las empresas

4. Oportunidades para el canal

5. ¿Puede el BYOD reducir el gasto en material?

6. Futuro del BYOD

¿Qué es el BYOD?

El BYOD que viene del inglés Bring Your Own Device, que literalmente se traduce como ‘Trae tu propio dispositivo’ y que quiere decir, precisamente eso, que los empleados puedan traer a la empresa su propio dispositivo, smartphones y tablets, principalmente, para trabajar con los mismos. Según aclara David Noguer, Responsable de Marketing para operadores en Juniper Networks EMEA, BYOD es una de las tendencias dentro del movimiento llamado “Consumerización de las IT” (CoIt).

Es una práctica relativamente nueva y en crecimiento, y destaca porque estos dispositivos quedan “integrados en la gestión y transformación de los negocios” como bien indica Ignacio Garicano, director de preventa de tecnología de Fujitsu.  Con estos dispositivos, “la empresa da acceso a sus trabajadores para que, a través de sus dispositivos puedan acceder a recursos corporativos tales como servidores de ficheros, intranet, utilización de correo electrónico…”, como comenta María Ramírez, pre-sales engineer de Trend Micro.

Las ventajas y los inconvenientes los explica muy bien Cristina Rosa, responsable de soluciones de movilidad de SAP. La ventaja principal es que el usuario es “quién elige el dispositivo con el que quiere trabajar, mientras que la empresa se ahorra los costes que supondría proveer a todos los empleados de dispositivos móviles corporativos”. José Tormo, director general de Aruba Networks en España añade que otra de las ventajas es “el incremento de productividad del empleado al disponer de una movilidad absoluta en el acceso a los recursos corporativos, con el dispositivo que le es más cómodo”.

Sin embargo, también “presenta varios retos, como continúa Cristina Rosa, entre los que destacan el control de acceso y la capacidad de gestionar dispositivos de diferentes sistemas operativos y fabricantes”.

Un estudio de Trend Micro Incorporated publicado el pasado mes de marzo concluía que el 78% de las empresas permite a sus empleados utilizar sus dispositivos personales para realizar su actividad laboral y que casi el 50% de las empresas que participó en el estudio informó de que ha sufrido brechas de seguridad y problemas con sus datos, siendo todos estos problemas provenientes del dispositivo de un empleado a la hora de acceder a la red corporativa.

Estos datos demuestran lo extendido que está el fenómeno BYOD hasta la fecha. Por ese motivo, las empresas han de ser conscientes de los riesgos que conlleva, para estar protegidas, mientras que los expertos en seguridad y los socios del canal deben especializarse en este tema si quiere aprovechar un mercado en pleno crecimiento y aún sin explotar. Tanto parece ser el desconocimiento sobre los riesgos de seguridad que conlleva el uso de dispositivos personales en el puesto de trabajo que, el mismo estudio, reveló que el 75% de los CEOs usa smartphones y otros dispositivos personales para conectarse a la red de su compañía. Y los directivos han de ser los primeros en conocer este tema para llevar a cabo políticas adecuadas.

Continuar en la página 2


Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor