Eliminando las barreras de dispositivos y sistemas operativos

Negocios

Alejandro Solana, Manager Systems Engineering, VMware Iberia, asegura en su artículo que el nuevo escenario cambiará el uso de las TIC en las empresas tal y como las conocemos hoy.

Un nuevo escenario

La manera en la que las personas trabajan está cambiando muy rápidamente. Estamos comprobando cómo la flexibilidad del cloud computing y la virtualización están transformando los hábitos de trabajo en conjunción con la multitud de dispositivos que van surgiendo. Muchos trabajadores cuentan ya con dispositivos tecnológicos más potentes en sus hogares que en su lugar de trabajo. Este aspecto no ha pasado desapercibido para muchos directivos que, desde su perspectiva, opina que estos dispositivos de “consumo” ayudan a incrementar los niveles de satisfacción de los trabajadores y pueden resultar más económicos que los PCs tradicionales ofreciendo mejores prestaciones. De hecho, IDC predice que la tecnología de consumo será un elemento clave en el crecimiento del software de virtualización durante los próximos años.

Entre la inclusión de muchos nuevos dispositivos y la adopción de la virtualización hemos observado cómo ya no son los dispositivos y sus sistemas operativos los que dictan el tipo de aplicaciones que se deben utilizar. En el futuro, los sistemas operativos y el hardware serán irrelevantes puesto que las organizaciones serán capaces de proveer a sus trabajadores de acceso a los recursos de la organización sin importar el dispositivo que utilicen.

Esto traerá consigo cambios en la manera en que se trabaja, es un movimiento en la dirección adecuada pero también un giro que acabará con el uso de las TIC en las empresas tal y como las conocemos hoy. El objetivo final de las organizaciones será mejorar la flexibilidad y la libertad, pero las barreras inmediatas para una adopción masiva de estas soluciones serán la seguridad y el control.

Paso uno: dónde estamos

En realidad, estamos ante una transición que lleva un tiempo ocurriendo.

El incremento de consumo de Cloud Computing ha provocado que el control totalitario que poseían los departamentos de TI sobre las aplicaciones y los recursos haya disminuido ya que los proveedores de servicios Cloud tienen más responsabilidad en la gestión y mantenimiento de dichos recursos.

La pregunta ahora es cómo ofrecer realmente aplicaciones a los dispositivos del usuario final de una manera segura y eficiente. ¿Cómo puede un trabajador que está viajando o está fuera de la oficina accede rápidamente a los recursos necesarios sin suponer un problema para los departamentos de TI en términos de acceso y seguridad? Se hace necesario algún tipo de solución capaz de controlar la interacción de los usuarios con las aplicaciones, en línea con sus necesidades específicas y los niveles de acceso y políticas de buenas prácticas. La tecnología ahora permite ofrecer todo esto, con los trabajadores capaces de acceder de forma simple y segura a Windows, SaaS y aplicaciones web empresariales a través de diferentes dispositivos en cualquier momento y en cualquier lugar. Esta capacidad es la base para el giro hacia la era post PC en la que, si un dispositivo soporta un navegador web, tiene acceso a todas las aplicaciones que necesites.

Paso dos: la extensión del móvil

La continuación natural para esta situación es mejorar la accesibilidad y flexibilidad para los trabajadores en itinerancia. Los trabajadores cada vez necesitan más esta flexibilidad como reflejan estudios recientes que demuestran que un gran número de compañías ya están llevando a cabo políticas de flexibilidad para sus empleados. Tradicionalmente, un trabajador tenía un teléfono de empresa y otro personal que además de bastante incómodo, no era compatible ya que cada dispositivo tiene diferentes atributos, desde las funcionalidades de correo electrónico del teléfono corporativo hasta archivos de música y otros elementos de ocio de los teléfonos personales. Se trata de un problema real hoy en día: con profesionales que cada vez están más tiempo fuera del lugar de trabajo cargando con todo tipo de dispositivos, sólo quieren un único dispositivo móvil capaz de satisfacer todas sus necesidades, ya sea laborales o personales. De todas formas, es obvio que hay que poner especial empeño en la seguridad en esta situación en la que se otorga acceso desde cualquier dispositivo a redes corporativas y a información sensible en entornos personales.

Soluciones como VMware Horizon Mobile, por ejemplo, ofrecen una gran manera de virtualizar los teléfonos móviles. Permite que dos teléfonos, uno virtual y otro físico, puedan funcionar en un mismo dispositivo físico, permitiendo así al usuario contar con dos perfiles, uno profesional y otro personal, entre los que puede elegir cuando lo necesite. Desde una perspectiva de seguridad, el teléfono corporativo virtual (y el acceso a las aplicaciones y el control de los datos) está bajo el total control del departamento TIC. La información confidencial ni siquiera necesita estar almacenada en el teléfono, puesto que está en la nube. Esto quiere decir que si el usuario pierde el dispositivo se puede cerrar el acceso desde el dispositivo a los datos inmediatamente sin que la información corporativa sensible se vea comprometida. Estas soluciones de virtualización para la tecnología móvil es el primer paso para ofrecer una mayor flexibilidad a los trabajadores e iniciar el cambio hacia un modelo de negocio más flexible.

Buscando el futuro

El mensaje aquí es que cada vez nos desenvolvemos más en un mundo virtual. El siguiente paso es que los empleados puedan elegir la forma de trabajar que mejor les encaje. Ahí está el potencial, el ser ‘libre’ desde el dispositivo, sistema operativo o situación geográfica, a la vez que se mejora la productividad. De este modo las barreras tradicionales de trabajar en movimiento son cosas del pasado.

A partir de ahora, será labor de los departamentos de IT el mostrar y ayudar a la implementación de este tipo de evolución a aquellas compañías que apuesten por ello.

Alejandro Solana, Manager Systems Engineering, VMware Iberia.


Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor