PC City inicia un proceso de reestructuración para garantizar su continuidad

NegociosRetail

La cadena negocia con los sindicatos las medidas a tomar con un grupo limitado de tiendas que representa el 10% de sus ingresos.

A principios de marzo, John Browett, CEO de DSGi, el grupo propietario de PC City, confirmó la pemanencia de esta cadena informática en nuestro país. Así, a pesar de que  la compañía llegó a ponerse el cartel de “en venta” y se rumoreó que Urende y Best Buy habían mostrado su interés por adquirila, el equipo directivo de DSGi cambió de idea y planificó una estrategia para “generar liquidez y controlar tanto el margen como los costes”.

Ahora, a punto de cerrar su presente ejercicio, el próximo 30 de abril, PC City prevé unas “pérdidas importantes” que le obligan a no postergar más su proceso de reestructuración. De hecho, en un comunicado enviado a los medios de comunicación, la cadena confirma que está negociando con los sindicatos las medidas a tomar con un grupo limitado de establecimientos que representan en torno al 10% de sus ventas y el 50% de la contribución negativa de las ventas.

Sin confirmar si habrá despidos o cierres de puntos de venta, fuentes de PC City han confirmado a CHANNEL INSIDER que el objetivo de estas negociaciones, que podrían culminar la próxima semana, es “reforzar la compañía y darle un nuevo impulso ante el actual panorama económico”. Se trata de “apostar por la parte más rentable de la actividad de la cadena” y al mismo tiempo proteger el empleo.

Así, la cadena ya ha decidido implantar un nuevo modelo operativo que “potenciará y centrará la inversión” en aquellos centros que generan el 90% de sus ingresos, tal y como señala Phil Birbeck, director general de PC CiIty en España. Además, DSGi ha confirmado que continuará con los planes de expansión del ‘retailer’, de tal modo que inaugurará tres nuevos establecimientos en 2009.

Asimismo, PC City remodelará 18 de sus tiendas para adaptarlas a un modelo de negocio que el grupo ya ha implantado “con éxito” en Reino Unido, así como en Alcorcón (Madrid) y Badalona (Barcelona).