Toshiba añade 128 GB de memoria SSD a su familia Portégé

Productos

En la actual lucha por fabricar portátiles lo más delgados y ligeros posibles, Toshiba quiere sacarle ventaja a la competencia con el lanzamiento de sus Portégé R500-S5007V.

Cuando un pequeño PC exige un gran precio, algo interesante debe estar pasando. En el caso de Toshiba, estamos hablando del portátil Portégé R500-S5007V, que se comercializa a partir de los 3.000 dólares (unos 2.100 euros). Con tan sólo 1 kg de peso, el R500 es uno de los equipos más ligeros del mercado, especialmente teniendo en cuenta que en su interior alberga 128 GB de almacenamiento.

Pero, ¿qué ofrece Toshiba al usuario que pague ese precio por un portátil? Tal vez, la mejor manera de responder a esta pregunta es enumerar las características técnicas del equipo:

– Windows Vista Business con opción de instalar XP.

– Intel Core 2 Duo U7700, a 1,33 GHz, 2MB L2 y 533 MHz FSB

– 2.048 MB de memoria DDR2 SDRAM PC2-5300

– Unidad de disco duro de estado sólido Serial ATA de 128 GB

– Pantalla panorámica de 12,1 pulgadas en diagonal

– Resolución de 1.280×800 (WXGA)

– Intel Graphics Media Accelerator 950

– 8xDVD-SuperMulti (+ /-R de capa simple)

– Intel Wireless Wi-Fi Enlace 4965AGN

– Intel PRO/1000 – 10/100/1000 Ethernet

– Bluetooth 2.0 + EDR

– Seguridad mediante el reconocimiento de la huella dactilar, contraseña y puerto de bloqueo

– Micrófono, altavoz y conector para auriculares estéreo

– Ranura PC Card 1-Tipo II, 1-Slot SD y 3 puertos USB (2.0)

 

Cuando en una sola frase se combinan los términos fino, ligero y portátil, la mayoría de las personas piensan que también debe añadirse la palabra “limitación”. Pero el Toshiba Portégé R500-S5007V ayuda a eliminar casi por completo esa palabra de la oración, gracias, entre otras cosas, a que un teclado de tamaño convencional, una pantalla con unas dignas dimensiones y una unidad óptica integrada en un sistema que ofrece casi 7 horas de duración de la batería y un sinfín de puertos, reduciendo efectivamente las limitaciones que se encuentran en otros portátiles delgados y ligeros.

La larga vida de la batería también suele asociarse a un rendimiento bajo, pero ésta es otra de las limitaciones que Toshiba ha superado. La combinación del procesador Intel U7700, 2 GB de RAM y el disco duro de estado sólido da como resultado un portátil con unos altos niveles de rendimiento. No es que sea un equipo extremadamente rápido, pero sí podemos asegurar que alcanza la misma velocidad que muchos de los modelos de alrededor de 3 Kg que hay actualmente en el mercado. Por eso, los clientes que viajen mucho amarán el nuevo Portege, toda vez que es un ordenador muy fácil de transportar y muy resistente. Y si el usuario tiene que hacer un largo trayecto en avión, las dimensiones de este modelo lo convierten en el compañero de viaje ideal, ya que puede acoplarse en la típica bandeja del asiento del avión, sin la preocupación de que la pantalla quede aplastada si el asiento de delante es de repente reclinado.

Así las cosas, podemos decir que la única limitación de este portátil es la que afecta a los bolsillos: su precio de 3.000 dólares.