Industria desvela algunos detalles del Plan AvanzaDos

Estrategia de CanalNegocios

Video. El ministro Miguel Sebastián anunció en el XXI Encuentro de las Telecomunicaciones nuevas condiciones para la concesión de préstamos a particulares y empresas, lo que podría espolear la demanda de tecnología entre el canal.

Como informa Vnunet, ayer se inauguró el XXI Encuentro de las Telecomunicaciones, una cita que cada año organiza la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP).

La jornada de inauguración de la presente convocatoria, que se celebra bajo el título “Hacia un nuevo ecosistema”, contó con la intervención de Miguel Sebastián, Ministro de Industria, Comercio y Turismo, que aprovechó su participación para anunciar el Plan AvanzaDos, cuyo objetivo es mejorar el terreno de la tecnología inalámbrica “con gran empuje pero algo limitado por el espectro” y la creación de un reglamento de uso del espacio radiológico que, según Sebastián, no sólo aprovechará al máximo los recursos radioeléctricos, sino que habilitará un nuveo espacio entre los 2.500 y los 2.600 MHz.

Entre otras iniciativas, AvanzaDos contempla la continuación de los programas Préstamos Ciudadano y Préstamos TIC, que facilitan a usuarios domésticos y pymes, respectivamente, la compra de material informático. Sebastián destacó el éxito que han tenido las pasadas ediciones de ambos programas y anunció mejoras tanto en la dotación de los préstamos TIC como en el tiempo que tendrán las empresas para devolverlo. Se trata de una buena noticia para el canal de distribución, ya que estas nuevas condiciones pueden espolear de forma significativa la demanda de tecnología.

Asimismo, el ministro señaló una futura modificación de las licencias de telefonía móvil de forma “que puedan utilizarse para servicios UMTS avanzados que abaraten los costes de su despliegue y consumo”.

Otro punto que Sebastián señaló es la próxima redacción de una Carta de Derechos que contemplará, por ejemplo, una mayor agilidad en el cambio de operador. También se castigará a las operadoras que no ofrezcan a sus clientes “al menos el 80% de la velocidad publicitada en una oferta”, teniendo que llevar a cabo las operaciones en un mes como máximo.