España es un poco menos pirata

Negocios

El índice de software ilegal en nuestro país ha descendido un 3%, un porcentaje que refleja que las cosas empiezan a ir por el buen camino. Aun así, se trata de una noticia que hay que tomar con cautela, puesto que la tasa de piratería en España todavía se encuentra ocho puntos por encima de la media de la Unión Europea y diez puntos por encima de los países de Europa Occidental.

Una buena noticia

A pesar de que en el último año el índice de software ilegal en España descendió tres puntos, nuestro país continúa siendo uno de los más ‘piratas’ de Europa, toda vez que el 43% de las aplicaciones instaladas son copias no autorizadas. Eso es al menos lo que se desprende del V Informe Global sobre Piratería de Software, elaborado por la consultora IDC en 108 países.

Según este estudio, la tasa de copias ilegales en España aún se encuentra ocho puntos por encima de la media de la Unión Europea y diez puntos por encima de los países de Europa Occidental, aunque a raíz de esa reducción del 3% nuestro país ha igualado su mínimo histórico, registrado en 2004.

En principio, se trata de una noticia que hay que tomar con prudencia, si bien ya existe un claro síntoma de que las cosas empiezan a ir por el buen camino.

En este contexto, Luis Frutos, presidente del comité español de BSA (Business Software Alliance), afirma que estos resultados ya permiten albergar un “moderado aunque fundado optimismo” porque se empieza a superar la tendencia alcista manifestada hace dos años y al mismo tiempo dotan de credibilidad a la estrategia en la que esta asociación ha creído incluso en los peores momentos: “Involucrar y apoyarnos en los interlocutores que más nos podían ayudar en la misión de educar y concienciar a las empresas y a la sociedad en torno a los beneficios del software legal”.


La concienciación del canal

En efecto, la disminución del índice de piratería ha tenido lugar justo el año en el que la Administración ha demostrado una mayor implicación en el problema. En concreto, Frutos recuerda que el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio “ha sabido entender” a la industria del software y lo ha demostrado ofreciendo una colaboración estrecha a la BSA, la mayor organización dedicada a promover un mundo digital seguro y legal.

Entre otras iniciativas, en 2007 el Ejecutivo puso en marcha “Software 100% legal”, la primera campaña de sensibilización hacia el canal de distribución en torno al aplicativo original. Gracias a esta labor, combinada con otras acciones llevadas a cabo por los protagonistas de la industria, la comercialización de copias no autorizadas entre la red de ventas descendió 7,7 puntos en 2007, lo que sitúa este índice en el 37,4%.

Otra de las buenas noticias derivadas del informe de IDC es que es la primera vez que se produce un descenso en las pérdidas que el uso fraudulento de programas informáticos ocasiona a la industria tecnológica y a la economía española. En concreto, en 2007 estas pérdidas fueron de 659 millones de euros, es decir, un 4,3% menos que durante el anterior ejercicio.

Así las cosas, la industria del software en España movió en 2007 en torno a 2.900 millones de euros, un 16% más que en el año anterior, según Aetic. Esta facturación procedió de la actividad de unas 12.000 empresas que dan empleo directo a 80.000 trabajadores y mantienen de forma indirecta a otras 300.000 personas.